Siembran 8,000 árboles en Sébaco, Matagalpa

Siembran 8,000 árboles en la ciudad de Sébaco, municipio de Matagalpa a los costados de la carretera, se observan hileras de árboles recién sembrados.

Jóvenes organizados con la iglesia católica y agricultores de la zona, realizaron la siembra de aproximadamente ocho mil árboles de diferentes variedades con el propósito de contribuir al ambiente.

Marlon Velázquez

 “Hasta que nos demos cuenta que el dinero no se come, nos percataremos del valor de un árbol”, dice Marlon Velázquez, es una crítica a la tala de árboles en el mundo.

También puede leer: Buscan implementar acciones ambientales

Según Velázquez, el hecho de reforestar a orillas de las carreteras, es para concientizar a camioneros y conductores de vehículos particulares y se percaten de que el ser humano está convirtiendo la naturaleza en un escenario de muerte y que se pueden hacer acciones ya que no todo está perdido.

Este proyecto de reforestación en Sébaco es ejecutado por el rector de la Universidad Juan Pablo II, Marlon Velázquez, agrega que quieren cambiar la mentalidad de la ciudadanía para que se respete la casa común «En agosto del año pasado se inició este proyecto, creemos que es importante sembrar árboles por que todos somos responsables de cuidar», expresa.

La respuesta de la comunidad, ha dado resultado, incluso personas con grandes dificultades han apoyado. “Fue un desborde de colaboración”, indica el encargado Velázquez.

Productores que no pudieron sembrar árboles en las orillas de la carretera, lo están realizando desde sus fincas. Marlon Velázquez, agregó que, “el sueño es ir a Chagüitillo y San Isidro. Esto va a crear un microclima y va a hacer que las aguas puedan retornar”.

La población se ha unido a esta iniciativa

También puede ver: Ludoteca un lugar creativo para leer y aprender

Los árboles sembrados fueron facilitados por las instituciones privadas  la Universidad Juan Pablo agradeció a estas instituciones e invitó a otras instancias no gubernamentales a ser parte del proyecto.

Leonardo Manzanares, agricultor de ese municipio, ha sido afectado por la grave sequía en su finca, él se dedica a la cosecha de tomate, y a la vez planta árboles para revertir esas afectaciones «Por descuido al ambiente es que estamos pasando por estas situaciones en el mundo», enfatiza Manzanares.

En tanto Víctor Valle, un joven de la comunidad que es parte del proyecto dice que «Somos 30 jóvenes voluntarios que nos hemos sumado a esta labor ya que esto nos favorece a todos» .

Edelmir Gutiérrez, especialista en ecología destacó que el plástico negro u otro elemento plástico contaminan el ambiente.

La degradación del plástico en algunos casos podría durar de 12 a 15 años y otros entre 50 a 60 años para convertirse en materia orgánica. El llamado urgente es a no contaminar el ambiente.

Un comentario

  • Felicitaciones al padre Marlon y todo el equipo de apoyo. Ojalá con esta iniciativa los arroceros tomen conciencia a no seguir despalando. Extender la frontera agrícola no sinónimo de eficiencia, eficiencia es producir más y mejor en menos terreno, lo que se traduce en producción de calidad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.